30 may. 2014

Ponte Milvio y los candados del amor

¿Todavía crees que París es la ciudad más romántica del mundo?

En el norte de Roma hay un puente del siglo II a.C, que ha estado atrayendo la atención de muchas parejas enamoradas a lo largo del tiempo. Federico Moccia, quien publicó su segunda novela “Ho voglia di te” (Tengo ganas de ti) en 2006, probablemente nunca se imaginó que el ritual que inventó en su libro, se iba a volver tan popular entre los amantes que pasaran por el puente Milvio en Roma.

En la película la pareja escribe sus nombres en unos candados que dejan atados en el poste de luz de Ponte Milvio, para luego tirar la llave al río Tiber, así sellando su eterno amor. -En la novela Federico Moccia, el autor, relata cómo un joven enamorado convence de su amor a una mujer con una leyenda inventada en la que los novios colocan un candado y una cadena en el tercer farol del lado norte del puente, y después de cerrar el candado, tiran la llave al río Tíber,demostrando con eso que su amor seria para siempre, ya que ninguno poseía cuela llave, la cual abriría el candado y cancelaría el compromiso. Es curioso visitar el puente para descubrir la gran cantidad de colores y formas de los candados.

El éxito del libro y de la película atrajo a muchas jóvenes parejas a quienes les encantó la historia. Las consecuencias fueron que en 2007 las farolas fueron cediendo debido al peso. Las autoridades tuvieron que colocar seis juegos de pilares con cadenas para no interrumpir el ritual amoroso y evitar el daño al puente. 

El alcalde de roma autorizó que los candados fueran movidos, pero estos volvieron a aparecer en pocos días. Por lo que decidieron cambiar los postes de luz por columnas de hierro mucho más rentables para tantas demostraciones de amor.

Así pues, la antigua costumbre de esculpir los nombres de los enamorados en los troncos de los árboles o la tradición de sellar el amor arrojando una moneda a una fuente estaban siendo actualmente cambiadas por colocar a los ya conocidos mundialmente como los candados del amor.

El presidente del condado local, Gianni Giacomini, decidió acabar con esta moda e iniciar la restauración de este puente después de que en 2007 comenzara a multar con 50 euros a aquellos que se atrevieran a colocar uno.

Algunas ciudades europeas han seguido el ejemplo italiano de los candados del amor y lugares como Praga, Barcelona, Sevilla o París ya tienen sitios que han copiado la romántica escena del libro. 

Hoy en día, ya nadie pone candados en este puente ya que hay una estricta vigilancia, y todos los días se revisa para quitar cualquiera que pudiera aparecer.

Aunque no todo está perdido para los enamorados y fans de Moccia, pues existe otra posibilidad de colgar los "candados del amor" sin deteriorar monumentos: hacerlo virtualmente. El portal "www.lucchettipontemilvio.com" da la posibilidad de colgar un candado en el famoso puente romano y para siempre, sin el peligro de que unas tenazas acaben con esta promesa de amor.

 Tengo que decir que yo me leí la novela, y poco tiempo después tuve la suerte de visitar la Ciudad Eterna, así que me acerqué como curiosidad al Puente Milvio con el que en aquel momento era mi prometido, e hicimos el ritual del candado (más bien como una anécdota). A día de hoy estamos felizmente casados. No sé si el puente fue mágico o no pero por si acaso nuestro candado se quedó allí.

23 may. 2014

El té que está de moda. Te lo vas a perder?

Os acordáis que en otro post hablamos de KusmiTea? Pues hoy os vamos a hablar de otra marca de té muy reconocida también.

Nos estamos encontrando que cada día están más de moda los TeaRooms o teterías, normalmente decorados con mucho encanto y con un ambiente acogedor que hace que sean perfectos para desayunar, merendar o para reuniones agradables con amigos.

Son también muchas las tiendas gourmet o restaurantes que apuestan por tés diferentes y especiales ya que cada día hay más amantes del té.

Una de estas marcas de té que ha revolucionado el mercado es la de Harney & Sons. Una empresa familiar que se fundó hace más de 30 años (1983 en Salisbury, Connecticut) cuando el té era un producto sencillo, monótono y no existían tantas variedades.John Harney tenía la manía de practicar la mezcla de tés, cosa que empezó como un pasatiempo y llegó a ser una gran pasión..de esta forma nació el origen de Harvey & Sons. A sus 53 años cumplió el sueño de crear su propia empresa de té. En este tiempo John ha conseguido que sus mezclas de tés, sean de fama mundial.

Sus mezclas deliciosas y el compromiso con la calidad y su consistencia, han hecho Harney & Sons en un referente de los proveedores de té. Más allá de uso en el hogar, tés Harney & Sons están disponibles en muchos de los mejores restaurantes, hoteles y tiendas gourmet de todo el mundo.Distribuidas en tiendas seleccionadas cuidadosamente,en restaurantes con estrellas Michelin y en los mejores hoteles como el Carlton y el Ritz.

El objetivo de la empresa de Johns era simple: ofrecer tés finos a un precio razonable para todos los días, y hacer el té un lujo cotidiano. Hoy en día John Harney y sus hijos Michael y Paul siguen en búsqueda de las plantaciones de té por todo mundo para traer a sus clientes lo mejor de la cosecha. Actualmente, Harney & Sons ofrece desde los tés más clásicos hasta sabores inimaginables hace 25 años. Vainilla, Mango, Albaricoque, Jengibre, Canela y Manzana, ChocoMenta, Cereza…

Tés florales, descafeinados, procedentes de China, de Japón o de la India, zumos orgánicos, ayurvédicos, tés helados y todos los accesorios para hacerte la mejor taza de té o paquetes regalo perfectos para un detalle.

Uno de los más conocidos y popular es el Té Hot Cinnamon Spice, una deliciosa mezcla de té negro, junto con tres tipos de canela, la cáscara de naranja y clavo dulce.Los sobres envueltos en papel de aluminio proporcionar protección sabor superior en comparación con una bolsita de té envuelto en papel.

Sin embargo, algo fundamental en la conservación del té con todas sus propiedades es guardarlo en un recipiente apropiado, y las cajas metálicas suelen ser la mejor opción. Si lo que buscas es una marca que tenga esto en cuenta, ofrezca una gran variedad de tés y encima los prepare en bolsitas y en cajas preciosas, Harney & Sons será tu mejor elección.

Los tés de Harney & Sons se presentan en una cuidada bolsita de seda que no estropea el gusto de la infusión, ni se rompe a diferencia de la bolsita de papel tradicional. Además la calidad está garantizada ya que sus hojas de te están enteras y seleccionadas cuidadosamente. Las bolsitas de seda de Harney vienen en una elegante lata con diseños pensados para cada variedad de té e infusión.

Vas a esperar a que alguien más te lo cuente? El té está de moda, y Harney & Sons también. 

16 may. 2014

Viuda de Clicquot, la gran dama del champagne

Veuve significa 'viuda' en francés, y cuando en Francia se menciona madame veuve todo el mundo sabe que se hace referencia a Madame Clicquot, o lo que es lo mismo, a Nicole Barbe Ponsardin, nacida en 1777 en la ciudad francesa de Reims. 

Tras pasar el período revolucionario, que trastocó toda la vida del país galo, la joven contrajo matrimonio con François Clicquot el 10 de junio de 1798. Este último, era hijo de Philippe Clicquot, un empresario propietario de varios viñedos que había fundado, unos años antes, su propia marca de champán. 

Durante los seis años y medio que duró su matrimonio, Barbe y François vivieron felices y tuvieron una niña. Sin embargo en octubre de 1805, el padre de familia falleció por culpa de unas fuertes fiebres, dejando a su esposa al frente del negocio familiar.

Barbe tomó las riendas del negocio. Gracias a los conocimientos que había adquirido al lado de su difunto esposo, la joven entendió muy rápido las necesidades de la empresa y empezó a introducir cambios que la convertiría en la propietaria de la marca de champán más deseada en Europa.

La Veuve Clicquot, como se la empezó a llamar, era una mujer adelantada a su tiempo: abierta, entusiasta y con ganas de aprender. Una de sus máximas fue no bajar el precio de las botellas. El champán que elaboraba era un producto de calidad que debía por lo tanto ser pagado por los clientes que lo demandaran.

En 1816, toda Europa quería probar sus vinos. Ansiosa por reducir el tiempo de espera y de preparación, la mujer ideó el pupitre de remuage o removido. Dicha técnica consistía en girar las botellas con un movimiento de rotación para colocarlas cada día un poco más inclinadas. De este modo, todos los sedimentos se depositaban en el cuello de la botella, a punto para ser expulsados en el proceso de degüello. Esta revolucionaria técnica, actualmente mecanizada y clave en todas las fábricas, le valió el título de Gran Dama del Champán. 

El champán de la Veuve Clicquot es hoy uno de los espumosos más deseados del mundo. La firma francesa ha logrado con el paso del tiempo convertirse en sinónimo de lujo y exclusividad gracias a la calidad de sus botellas y a las técnicas ideadas por esta brillante mujer, fue una auténtica pionera y ejemplo para las mujeres emprendedoras, y puso a la empresa familiar en la senda del éxito. En definitiva, una mujer avanzada a su tiempo que consiguió con su esfuerzo y trabajo consolidarse como una de las mejores productoras de champagne del mundo.

Como dato curioso… ¿Os habéis fijado en la estrella y el ancla de navío siempre presente en el cuello de la botella? El ancla sella a perpetuidad el exitoso y definitivo empuje que Madame Clicquot dió a la Casa apostando por la exportación del producto, especialmente a Rusia por aquel entonces. Y la estrella es una historia un tanto romántica: el primer millésime salió de las cavas Clicquot en 1810. Al año siguiente coincidieron dos sucesos: las vendimias fueron de una calidad excepcional y el paso de un cometa por la región. Poco discurso faltó para atribuir a esa estrella del 1811 la buena suerte de los viñedos.